miércoles, 22 de junio de 2011

LA ALIMENTACIÓN DE LOS NIÑOS EN LOS COLEGIOS, ES CUESTIÓN DE LEY


El jueves 16 de junio el Congreso aprobó la Ley de Seguridad Alimentaria, una ley que contempla entre uno de sus principales objetivos el poner freno al problema de la obesidad infantil en España.

Entre otras medidas, la ley prohíbe la venta de ciertos alimentos y bebidas en centros escolares en función de su contenido calórico y de grasas, sal y azúcares, algo que ha suscitado una gran polémica porque pese a dicha medida los niños podrán llevar estos alimentos desde su casa. Como era de esperar, la normativa tiene sus partidarios y sus detractores, todos ellos con suficientes argumentos en la mano para apoyar o criticar la prohibición.

No cabe duda de que este giro abre las puertas a otras alternativas que den un mayor protagonismo a las frutas y las verduras. Gracias a los formatos y la tecnología existentes hoy en día, es posible vender fruta natural -bien en piezas enteras, en porciones o en ensalada- a través de las máquinas expendedoras. Esta es una opción interesante y accesible, que acerca las frutas a los niños y adolescentes.

Otra alternativa podría ser la instalación en los colegios de máquinas que preparan y expenden directamente zumo natural de naranja, un sistema que ya funciona en algunos centros escolares y hospitales. Seguro que hay un buen número de posibilidades que plantear para fomentar el consumo de frutas y verduras frescas en los colegios.

Sin embargo, y en este punto están de acuerdo tanto los partidarios de la medida como los detractores, nada de esto sirve si no se educa correctamente tanto a padres como a niños en unos hábitos de alimentación saludables, gracias a los cuales tanto unos como otros aprendan a comer de todo, de una manera adecuada y equilibrada dando preponderancia a los alimentos frescos con bajo contenido en calorías, grasas y azúcares. Si el niño no comprende la necesidad y los beneficios que reporta comer sano, nunca va a demandar alimentos que le ayuden a equilibrar su alimentación. En este sentido tenemos la obligación (productores, profesionales de la nutrición, profesores, padres, etc.) de aprender a comer para poder enseñar a comer a los niños.

Desde Bouquet estamos poniendo nuestro granito de arena a través de la plataforma cultivamosfuturo.com, que promueve hábitos de alimentación saludables en los niños en base a un alto contenido de frutas y verduras en la dieta. Os invitamos a conocer esta iniciativa pinchando aquí.


La correcta alimentación del niño de hoy es la garantía de una mejor calidad de vida del adulto de mañana.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada